sábado, 28 de septiembre de 2013

¿ Por qué nadie me publica?

La pregunta del millón para muchos escritores hoy en día que envían su obra escrita al proceloso viaje por las editoriales para encontrar una negativa, en el mejor de los casos, o el silencio más absoluto,casi siempre.

Y como en muchas facetas humanas, las excusas o justificaciones son de toda índole, la mayoría de las veces, echando balones fuera. Claro que hay que tener mucha capacidad de autocrítica para reconocer que quizá la obra no es todo lo buena que debería para merecer publicarse. No es extraña esta falta de criterio. En ocasiones se pierde la perspectiva cuando hablamos de algo tan cercano. Por tanto, la tendencia general es decir que las editoriales son un mundo cerrado que sólo apuestan a caballo ganador.

No es totalmente cierto, aunque tampoco falta a la verdad esta afirmación. Las grandes editoriales (no hace falta nombrarlas, todos las tenemos en la cabeza) sí pueden tener ese criterio. Pero las hay también más modestas, con un trabajo intachable, que sí se la juegan  por la buena literatura.

Entre otros, este es el trabajo de Letras Vivas. Asesorar al escritor para que su obra sea lo más perfecta literariamente hablando, que tenga una calidad que haga que su salida al mercado sea digna de los lectores. A veces, no caemos en la cuenta de que este paso previo nos puede evitar el calvario de la espera y la negativa de las editoriales.

Ya sea a través de nuestro servicio de asesoramiento y de agencia, o de nuestros cursos de formación, cualquier escritor puede encontrar un sitio donde, con honestidad y calidad, se le informe y forme sobre su obra y estilo para que, ya sea en nuestra editorial u otra, ese libro vea la luz, sin olvidar que la última palabra la tienen los lectores.

Y recordad: a escribir se aprende escribiendo.




No hay comentarios:

Publicar un comentario